miércoles, febrero 25, 2015

Iniciar

Ponte en una posición cómoda. Toma varias respiraciones profundas.
Repite a ti mismo: No temas.
Cada vez que exhala sueltas esas cosas sobre las cuales estás preocupado o tienes miedo.
Ofreces estas preocupaciones a Dios, sabiendo que el amor de Dios es infinito.
Permítete aceptar el amor y la gracia de Dios a cambio.

Conversar

Tema de Conversación

Gran mal se realizaría a quienes poseen algún grado de este amor solitario, así como a la Iglesia, si les exigimos ocuparse en cosas exteriores o activas.
San Juan de la Cruz

Conversación

Esas almas atraídas "por este amor solitario," necesitan concentrarse en las más interiores y contemplativas disposiciones conduciéndolas a la intimidad más profunda. Ora hoy a ser conducido más profundamente a "este amor solitario".

DESCONÉCTATE

Calmar a sí mismo . Abre tu corazón.

Tome tres respiraciones profundas.

Desconectar y escuchar.

¿Quisieras orar por

Sobre la Desconexión Diaria